martes, 26 de febrero de 2008

Glándula Suprrarenal

Introducción General

Anatómicamente las glándulas suprarrenales están situadas en la cara anterosuperior de los riñones y están irrigadas por la sangre que reciben de las arterias suprarrenales (las suprarrenales superiores, las suprarrenales medias, las suprarrenales inferiores). Están formadas por estructuras diferentes que son la médula suprarrenal y la corteza suprarrenal, ambas inervadas por el sistema nervioso autónomo. Como su nombre sugiere, la médula suprarrenal está situada dentro de la glándula, rodeada por la corteza suprarrenal que forma la superficie.

Médula suprarrenal
La médula suprarrenal está compuesta principalmente por células cromafines productoras de
hormonas, siendo el principal órgano de conversión del aminoácido tirosina en catecolaminas epinefrina y norepinefrina, también llamadas adrenalina y noradrenalina, respectivamente. Las células de la médula suprarrenal derivan embriológicamente de la cresta neural, como neuronas modificadas. Realmente estas células son células postganglionares del sistema nervioso simpático, que reciben la inervación de célula preganglionar. Como las sinapsis entre fibras pre y postganglionares se llaman ganglio nervioso autónomo, la médula suprarrenal puede considerarse como un ganglio nervioso del sistema nervioso simpático.

Corteza suprarrenal
La corteza suprarrenal está situada rodeando la circunferencia de la glándula suprarrenal. Su función es la de regular varios componentes del metabolismo con la producción de mineralcortidoides y glucocorticoides que incluyen a la aldosterona y cortisol. La corteza suprarrenal también es un lugar secundario de síntesis de andrógenos.
La corteza suprarrenal secreta hormonas esteroideas (de naturaleza lipidica), por lo que sus células presentan abundante REL (reticulo endoplasmático liso) y mitocondrias con crestas longitudinales al MET. Se dispone en tres capas diferentes de tejido basado en los tipos
celulares y la función que realizan.
Zona glomerular: Producción de mineralocorticoides, sobre todo, aldosterona.
Zona fascicular: Producción de glucocorticoides, principalmente cortisol, cerca del 95%.
Zona reticular: Producción de andrógenos, incluyendo testosterona.

Zona glomerular
Las células de la zona glomerular de la corteza suprarrenal, segregan
mineralocorticoides, como la aldosterona y la desoxicorticosterona, en respuesta a un aumento de los niveles de potasio o descenso del flujo de sangre en los riñones. La aldosterona es liberada a la sangre formando parte del sistema renina-angiotensina, que regula la concentración de electrolitos en la sangre, sobre todo de sodio y potasio, actuando en el túbulo contorneado distal de la nefrona de los riñones:
Aumentando la excreción de potasio.
Aumentando la reabsorción de sodio.
Aumentando la reabsorción de agua por medio de la
ósmosis.
su secreción es regulada por el sistema renina-angiotesina, las concentraciones plasmáticas de sodio y potasio y el factor natriurético arterial (segregado por el corazón).

Zona fascicular
Capa predominante en la corteza suprarrenal, cuyas celulas se disponen en hileras separadas por tabiques y capilares.Sus células se llaman espongiocitos porque son voluminosas y contienen numerosos granulos claros dando a su superficie un aspecto de esponja. Estas células segregan
glucocorticoides como el cortisol o hidrocortisona y la cortisona al ser estimuladas por la hormona adrenocorticotropica (ACTH). La ACTH es producida por la hipófisis en respuesta al Factor hipotalámico estimulante de corticotropina (CRH). Estos tres órganos del sistema endocrino forman el eje hipotálamo-hipofisario-suprarrenal.
El principal glococorticoide producido por las glándulas suprarrenales es el
cortisol, que cumple diferentes funciones en el metabolismo en múltiples células del organismo como:
Estimulación de la producción de
aminoácidos por el cuerpo, rompiendo proteínas, proteólisis.
Estimulación de la
lipólisis, es decir, rompiendo la grasa.
Estimulación
gluconeogénesis, la producción de glucosa a partir de nuevas fuentes como los aminácidos y la glicerina de los ácidos grasos.
Mantenimiento de la glucosa, inhibiendo su liberación desde el
músculo y del tejido adiposo.
Zona reticular
Es la más interna y presenta células dispuestas en cordones entrecruzados o anastomosados que segregan esteroides sexuales como estrógenos y andrógenos.
Las células de la zona reticular producen una fuente secundaria de
andrógenos como testosterona, dihidrotestosterona (DHT), androstendiona y dehidroepiandrosterona (DHEA). Estas hormonas aumentan la masa muscular, estimulan el crecimiento celular, y ayudan al desarrollo de los caracteres sexuales secundarios.


Ahora vamos a mostrar las imágenes en HE con breves descripciones



HEX100. Un detalle de la perifería de la glandula donde se observa el tejido adiposo periglandular mostrando en la imagen vasos cogestivos y algunos edematosos. Se observa una fina cápsula que reviste el parénquima glandular, con finos septos fibrosos y parénquima que corresponde a la capa glomerular. Ya en este detalle se observa el aspecto vacuolizado de las células.

HE X400. Un detalle de la zona glomerular donde se observan las células separadas por trabéculas. Estas células tienen citoplasmas bien definidos rosados y homogéneos con núcleos redondos y regulares situados centralmente en la célula. Se observan algunos capilares dispersos.

HE X400. Detalle de la zona medular donde se observan las células con un citoplasma amplio y la variabilidad en el tamaño de los núcleos algunos de los cuales tienen nucleolo y cromatina grumosa. Se observan igualmente las trabéculas entre las células.

HEX400. Un detalle de la transición de la zona reticular a la médula suprrarenal. Observamos en el lado izquierdo de la imagen algunos aspectos celulares de la zona reticular con células de citoplasma mas compacto y núcleos redondos y basófilos y a la derecha observamos las células con un citoplasma amplio y la variabilidad en el tamaño de los núcleos algunos de los cuales tienen nucleolo y cromatina grumosa, propios y ya descritos de la medula suprrarenal.

HEX400. Otro detalle de la médula suprrarenal con los aspectos ya descritos anteriormente resaltándose el abundante citoplasma celular y observándose muy visiblemente un capilar sanguíneo en la parte superior de la imagen.
El tejido de sustento es conjuntivo y dado la fuerte unión celular, este es escaso y se observan algunos sinusoides.

HEX40. Imagen a pequeño aumento para mostrar la perifería de la glándula y el centro corresponde a un vaso sanguíneo de gran tamaño, que en este caso se trata de la arteria suprrarenal. En la perifería d ela imagen observamos el parénquima suprrarenal en su zona glomerular y fasciculada focalmente en la zona más inferior de la imagen.

HEX40. Observamos una imagen de la capa fasciculada del parénquima de la glándula suprrarenal. La imagen muestra en esta ampliación una homogeneidad y la presencia de células monótonas con citoplasmas de aspecto vacuolizado.


HEX100. Imagen cararterística de la médula suprrarenal, de aspecto homogéneo y con la presencia de numerosas trabéculas fibrosasentre las células y la presencia de algunos sinusoides. Debido al corte se pueden observar células de la zona reticular y algunas de la zona fasciculada de la cortical.



HEX100. Un detalle de la capa fasciculada mostrando homogeneidad global en la imagen y donde se observa una arteria en el seno de un septo fibroso espesado. El resto del parénquima muestra las células vacuolizadas típicas de la zona fasciculada

3 comentarios:

daniocrust dijo...

muy buen blog me ha servido bastante

Dianita mar dijo...

Muchísimas gracias, están excelentes las imágenes y la explicación de cada una :D

Unknown dijo...

Muchisimas gracias....